[Fotografía] Recomendaciones semanales, con recuerdo a Neil Armstrong

Fotografía

Nos llega la noticia de que el astronauta Neil Armstron (1930 – 2012) falleció ayer. Simultáneamente se confirma que el cura de Borja y la pintora aficionada que han traido la vergüenza global a tierras de Aragón gracias a su “eccemono” siguen vivitos y coleando. Y está en marcha de nuevo la temporada del deporte del pelotón. Dice una amiga mía, con cierta tendencia al cinismo, cuando no al nihilismo, que la inteligencia es una constante sobre la faz de la tierra. Y que cada vez somos más, y a marchas forzadas. Si hay muchos de los lectores que no pillan el asunto, es que probablemente tiene razón.

En cualquier caso, Armstrong fue un pionero. No de los de antaño que se liaban la manta a la cabeza y se iban a descubrir cosas. Este, junto con sus injustamente menos recordados Michael Collins y Edwin Aldrin, desde mi punto de vista no hay menos mérito en unos que en otros independientemente de las tareas que tuvieron encomendadas, solo fueron la punta del iceberg, la cara visible de un esfuerzo monumental que implicó a ingenieros, científicos y otros trabajadores y profesionales de ese momento, pero también de los siglos anteriores que promovieron el adelanto en las ciencias y en la técnica que permitieron el famoso “pequeño paso para un hombre”. Como de lo que se trata en esta sección dominical es de hablar con fotos, sugiero una visita al Remembering Apolo 11, que en The Big Picture de The Boston Globe publicaron con motivo de 40º aniversario de aquel viaje.

Viñedos de Lavaux

_____

Además de este obligado recuerdo, en las dos últimas semanas ha habido numerosas recomendaciones fotográficas por internet. Pero entre mis minivacaciones en Ginebra y me escasez de tiempo esta semana por diversos motivos, no creáis que he podido dedicar tiempo y profundidad. ASí que me limitaré a recomendaciones obvias. Algunas de ellas recordatorios.

Paolo Ventura, de la mano de Rafael Roa, es obligado porque me recuerda mucho a las imágenes de las películas de Fellini, aunque con un estilo propio.

Fotógrafos en la red nos trae en algún momento a Tereza Vlčková, fotógrafa checa de primorosa técnica pero un poco fría en sus contenidos. O por lo menos me lo parece a mí. Pero merece la pena el desvío.

Viñedos de Lavaux

_____

Antanas Sutkus, fotógrafo lituano con impresionantes imágenes en blanco y negro de gentes conocidas o anónimas. Muy expresivo. Nos lo trae también Rafael Roa.

Paola Grenet me parece una fotógrafa que con gran cuidado en la técnica si no tiene que contar cosas interesantes. Esta italiana afincada en Barcelona nos la traen Fotógrafos en la red.

Me gustan los paisajes cotidianos de Simon Roberts, que nos lo presenta también Rafael Roa. El paisaje de lo cotidiano. No hay que buscar lugar exóticos para hacer grandes paisajes. Sólo la luz adecuada y algo que decir sobre lo que se ve. Ya había sido mencionado en estas páginas.

Viñedos de Lavaux

_____

En Photo Slaves nos traen a Aaron Siskind que es un clásico de la fotografía abstracta y expresionista. Alguien a quien necesariamente hay que conocer. También nos traen a otro obligatorio, que también ha aparecido por aquí, Jean Loup Sieff. Que sensualidad las de las mujeres que fotografía este francés.

Bettina Rheims ya se había asomado a estas páginas. Pero Rafael Roa nos la recuerda, con muy sugerentes imágenes como una de las fundamentales del erotismo en fotografía. Para perderse ratos y ratos y ratos en su web. En mi biblioteca ocupa un lugar destacado Retrospective, un libro de esta autora.

Viñedos de Lavaux

_____

Y vamos a ponernos un poco localistas, que en Fotógrafos en la red nos hablan de un fotógrafo nacido en Zaragoza, aunque afincado en Barcelona. Se trata de Javier Tles. Bueno… acerquémonos un poco a lo que sale de nuestro entorno.

Y aunque me está quedando más largo de lo que pensaba, por qué no traer a Deborah Parkin fotografiando niños tal y como nos lo muestran en Lenscratch.

Todas las fotografías de hoy son de los viñedos en terrazas de Lavaux, situados a orillas del lago Lemán, entre Lausana y Vevey. Están declarados Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, y se añaden a mi lista particular de lugares de este tipo visitados.

Viñedos de Lavaux

_____

Fly me to the moon…

Ciencia

Es la canción de moda en los últimos días. No hay emisora de radio o programa de televisión en la que no la pongan aunque sea brevemente. Su primera estrofa dice…

Fly me to the moon
Let me sing among the stars
Let me see what spring is like
On Jupiter and Mars.

(Llévame a la luna,
déjame cantar entre las estrellas,
déjame ver cómo es la primavera
en Júpiter y Marte)

La puso de moda Frank Sinatra, aunque la cantaron muchos otros, pero yo siempre prefiero la sosita pero agradable versión de Astrud Gilberto. Menos llamativa, menos fogosa, pero más adaptada a una escucha tranquila e íntima. Algo que pienso que pide el romanticismo de la canción. Que por cierto, originalmente se titulaba In other words.

Pero lo cierto es que no se ha puesto de moda por que por fin el amor haya triunfado en el mundo y nos haya transportado a las estrellas en un éxtasis de romanticismo universal. Es que hoy se cumplen 40 años del alunizaje de Neil Armstrong y Buzz Aldrin, miembros de la expedición Apollo XI. Lo que se ha dado en llamar la mayor gesta de la humanidad. A mí me entra alguna duda de que no hay otras gestas más importantes. Pero hasta la fecha ha sido la más llamativa. Y además… retransmitida por televisión. Lo que marca mucho.

337292main_apollo_image_12_1024-768

Aprovecho la generosidad de la NASA con sus imágenes para colocar esta de Buzz Aldrin; su gran venganza por haber sido el segundo hombre en pisar la Luna fue que le puso a Armstrong la cámara, una Hasselblad, en las manos y, por lo tanto, es él el que aparece en la mayor parte de las fotos. Un cachondo, el tío; me cae mejor que el estirado de su compañero.

Una de las cuestiones que más se plantean en los medios de comunicación es la eterna pregunta de los grandes acontecimientos. ¿Te acuerdas de aquel día? ¿Te acuerdas de lo que hacías aquel día? Bien, pues yo recuerdo dónde estaba. De vacaciones. En un modesto apartamentito en Benicarló. Pero no recuerdo nada de aquello. Probablemente, en aquellos modestos pisos de pescadores, cuyos propietarios alquilaban a los veraneantes para complementar sus ingresos durante el verano, ni siquiera había televisión. Y además, pues sólo tenía… pocos años. Los que fueran.

Así que nada. Feliz aniversario a todos; por “nuestra” gloriosa gesta. Os dejo una imagen de nuestro satélite. Veremos cuando otro ser humano vuelve a pisarlo.

Luna

El creciente lunar sobre el Monasterio nuevo de San Juan de la Peña - Canon EOS 40D, EF 70-210/3,5-4,5 USM