[Deporte/rugby] Gélida e incompleta jornada del Seis Naciones

Deporte

Este fin de semana fue la segunda jornada del torneo de las Seis Naciones de rugby de 2012. Había un plato fuerte, el Francia – Irlanda en St-Denis, y dos partidos con claros favoritos. Lo cierto es que nos quedamos con las ganas. El partido en la banlieu parisina se suspendió por entender los implicados en el partido que las placas de hielo provocadas por el intenso frío en el campo ponían en excesivo riesgo la integridad física de los jugadores. Se espera que se pueda jugar este fin de semana que viene, en el que el resto de los equipos descansan.

Pero no fue el único sitio donde hizo frío. Y sorprendente fue ver cómo el Estadio Olímpico de Roma se estrenaba como sede de los partidos de la selección azzurra con parte de su cesped cubierto por la nieve. Algo realmente notable, más propio de otras latitudes. Y en estas condiciones, azzurri e ingleses nos ofrecieron un encuentro poco vistoso, con victoria de los del quince de la rosa, más debida a las carencias italianas que a sus propios méritos, en mi humilde opinión. Pero bueno, es un equipo en renovación, que todavía no tiene un seleccionador fijo ni un proyecto, y habrá que espera a ver que hace en un futuro.

Muy mal tiempo en el Tíber

Día frío y desapacible en Roma, como el miércoles que padecimos hace unos años en la capital italiana a orillas del Tíber.

Supongo que en Cardiff, donde se enfrentaban GalesEscocia también haría bastante frío. Pero el moderno estadio del Millenium en la capital galesa tiene su techo retractil, que ambos equipo estuvieron de acuerdo en cerrar, para preservar en buen estado el cesped, y así poder ofrecer un mejor juego y un mejor espectáculo. Y lo hicieron. Indudablemente un partido muy entretenido, con una primera parte en los que los escoceses pusieron en serios aprietos a los animosos galeses, y una segunda en la que estos últimos aumentaron su concentración, los del cardo la perdieron, y con un par de tarjetas amarillas permitieron que los del dragón anotaran con la alegría que les es habitual tres ensayos que definieron el resultado final. En estos momentos, Gales es el equipo más divertido de ver, independientemente de si está más o menos inspirado.

Esperemos que en pocos días, veamos el final de esta segunda, gélida e incompleta jornada del más prestigioso torneo de rugby del hemisferio norte.

Castillo de Conwy

El castillo de Conwy, en el norte de Gales, puede ser metáfora de la fortaleza que han adquirido los del quince del dragón.