[TV] Cosas de series; crímenes feministas de época y zombis nipones adolescentes

Televisión

Esta semana traigo dos series muy distintas. En un momento en que tengo la curiosidad de ver qué tal se desenvuelve Michelle Dockery sin el acento posh de los aristócratas ingleses, vamos a conocer la capacidad de la canadiense Sarah Gadon para actuar con acento irlandés y lo burros que se pueden poner los nipones en asuntos de zombis y tetas. Empezaremos con lo menos serio.

Gakuen Mokushiroku [学園黙示録]: Highschool of the Dead

Según me dice el traductor de Google, el título nipón de esta serie significa “apocalipsis académico”. Cuando yo tenía 15 años, edad de los protagonistas de esta serie de animación de hace unos cuantos años que se puede ver en Netflix, eso es lo que sucedía cuando don Antonio Tena, el profesor de física y química, nos comunicaba los resultados de los exámenes. Apenas unos pocos sobrevivíamos a la escabechina que convertía los boletines de notas de la clase de 2º A de BUP en un erial. Pero no. Aquí la cosa no va sobre el rendimiento académico de valientes pero tímidos chicos y arrojadas chicas de tetas ab-so-lu-ta-men-te descomunales… y no entraré ya en valorar las de la enfermera-sensei. Porque esta entretenidísima serie de horror en la que un grupo de adolescentes, compañeros de instituto, intentan sobrevivir en Tokio a un apocalipsis zombie de proporciones colosales.

20150616-_2230787

Para ilustrar la entrada de hoy, nos iremos de travesía por el archipiélago de las Mil Islas, aguas abajo de Kingston en el río San Lorenzo. Según la historia de ficción, tres veces hubo de cruzar Grace Marks las aguas del San Lorenzo antes de encontrar la paz.

La serie abunda en escenas de carnicería sangrienta, en las que son decapitados abundantes muertos andarines, y devorados algunos vivos a la carrera. Pero también en el más obvio y sexista fan service a costa de las imposibles anatomías dibujadas en los personajes femeninos de la serie. Para que os hagáis una idea… Horror de cualquier feminista, hombre o mujer, con un mínimo de sensibilidad, no creo que les baste la proactiva personalidad de estas chicas para compensar las exhibición de atributos inimaginables, especialmente los pectorales. En su conjunto, la serie es una curiosidad que mezcla la aventura y la hilaridad por determinadas escenas.

Los 12 episodios de la serie dan la impresión de ser apenas un aperitivo de planteamiento de la historia que, sin embargo, no siguió adelante. Quizá los tiempos no están con esta exhibición de sexualidad para la complacencia de los varones más babeantes. Como curiosidad. Aunque las escenas de acción y la trama en su conjunto no tiene nada que envidiar a las mejores historias de muertos vivientes.

20150616-_2230808.jpg

Alias Grace

Segunda serie que podemos ver este año basada en una novela de la canadiense Margaret Atwood. Y, curiosamente, tambien está protagonizada por una criada. Pero si en la que veíamos hace unos meses, la historia se basaba en una realidad alternativa, y terrorífica, a nuestro mundo contemporáneo, en la que hoy nos ocupa se basa en determinados hechos históricos.

Grace Marks (Sarah Gadon) fue una adolescente irlandesa, protestante, que cruzó el Atlántico en el siglo XIX con su familia huyendo de las hambrunas debidas al gorgojo de la patata, cuya madre murió en la travesía, y que tras sufrir los abusos violentos del padre, entró al servicio de familias pudientes de la sociedad canadiense. En una de ellas se produjo el asesinato del dueño de la casa y de su ama de llaves, muertes por las que fueron condenados a muerte uno de los criados de la asa y Grace, aunque la sentencia de esta fue conmutada por una sentencia a prisión de por vida, que incluó su paso por algún manicomio. Tenía quince años cuando la condenaron.

20150616-_2230825.jpg

La novela de origen y la serie usan los hechos conocidos sobre Grace Marks, que permaneció treinta años en prisión hasta que obtuvo el perdón por su conducta ejemplar y se trasladó a Estados Unidos donde desapareció de la historia. Pero ficcionalizan sobre cómo fue su vida en Canadá y como fueron los hechos. También ficcionalizan las conversaciones que mantiene con un médico alienista, Jordan (Edward Holcroft), y que son las que sirven para narrar en flashbacks y en primera persona los sucesos.

La serie tiene un claro carácter ideológico y político, poniendo en solfa la conservadora sociedad de la época, así como la indefensión que las mujeres, especialmente las adolescentes de origen humilde ante los abusos por parte de sus familiares y empleadores. Sin que nunca sepamos con exactitud de lo sucedido, la historia y la execelente interpretación de Gadon elevan al personaje de Grace Marks, dotándole de enormes dosis de dignidad que la elevan por encima de todos los demás personajes de la historial. Excelente trabajo como digo de la protagonista y del conjunto del reparto, es muy recomendable. Y son sólo seis episodios.

20150616-_6160245.jpg

[Cine] Enemy (2013)

Cine

Enemy (2013), 6 de abril de 2014.

Acudimos a primera hora de la tarde del domingo, un domingo de primavera tirando a cálido, para ver esta película en versión original de un director canadiense muy activo últimamente, Denis Villeneuve, que nos está gustando bastante, con guion del español Javier Gullón, adaptando una novela del portugués José Saramago, y protagonizada por un actor en estado de gracia últimamente, el estadounidense Jake Gyllenhaal. Como vemos un producto muy internacional, y aún hay alguna nacionalidad más representada en este filme. En cualquier caso, a priori con elementos interesantes y otros que dan un poquito más de miedo sobre lo que nos vamos a encontrar. Saramago es un escritor que me caía bastante simpático, pero cuya obra no me suele entrar bien. En este caso, la película está basada en su novela El hombre duplicado.

Tras una escena que sirve de prólogo, en la que vemos unos cuantos hombres en un espectáculo de striptease, y en la que una de las modelos acerca su pie a una gran araña peluda, no introducimos en la historia de un profesor de historia en una universidad en Toronto, Adam (Jake Gyllenhaal), que lleva una vida discreta, rutinaria, salpicada por los encuentros con su guapa y estilosa novia, Mary (Mélanie Laurent). Un día, viendo una película que le han recomendado, descubre que hay un actor que es idéntico a él. Obsesionado con la cuestión, averigua su nombre artístico y el real, Anthony (Jake Gyllenhaal). E intenta ponerse en contacto con él, aunque su primera comunicación es con su esposa embarazada, Helen (Sarah Gadon). A partir de ahí, ambos hombres acabarán obsesionados con la vida del otro, tras descubrir que son idénticos hasta el último detalle. Y la madre de Adam (Isabella Rossellini) le asegura que no tuvo un hermano gemelo.

Río Elba en Dresde

No tengo fotografías de Toronto, pero la despersonalizada arquitectura que nos ofrece la película la encontramos en muchas ciudades del mundo, como estos bloques de edificios a orillas del Elba en Dresde.

Extraña película, rodada en un ambiente de aspecto morboso. Se nos presenta un entorno, una ciudad, de aspecto duro, hormigonado, soleada pero brumosa al mismo tiempo, con espacios que resultan amplios, pero con un sentido de claustrofobia al mismo tiempo. Constantemente, en la obsesión que surge en el protagonista, y después en su doble, sientes una sensación de incomodidad y de peligro, que acompaña todo el metraje del filme, que no es muy extenso. Y acompañada de una no menos obsesiva banda sonora que constantemente nos transmite asimismo una sensación de desasosiego.

Estamos ante una película que a partir de una obsesión, que si he de ser sincero no acabo de entender muy bien de donde sale y porqué tiene tanta virulencia, nos plantea una reflexión constante sobre el concepto de identidad. Con el contraste que plantea la paradoja de la identidad física hasta el último detalle, frente a personalidades muy distintas, que todavía se contrastan más por lo distintas que se nos aparecen las dos mujeres que acompañan a ambos hombres. Todo ello apoyado por la excelente interpretación del protagonista en su doble papel, y razonablemente acompañado por el reparto femenino de la película.

He de decir que la película en su conjunto me parece que tiene cosas interesantes, pero que tiene un final cuyo sentido no acabo de captar del todo. De hecho, se me escapa un poco el simbolismo o el significado del tema de las arañas que aparecen en determinados momentos, claves, del metraje. En cualquier caso, para quienes quieran devanarse un poco los sesos sobre esta intriga psicológica, decir que es un filme que puede merecer la pena ser visto.

Valoración

  • Dirección: ***
  • Interpretación: ****
  • Valoración subjetiva: ***
Potsdammer Platz

O los monolíticos edificios que rodean hoy en día la remozada Potsdammer Platz de Berlín.

[Cine] Un método peligroso (2011)

Cine

Un método peligroso (A dangerous method, 2011), 27 de noviembre de 2011.

Si me dicen que estrenan una película realizada por David Cronenberg y protagonizada por Viggo Mortensen, cuya última película juntos tanto me gustó, es muy probable que me apetezca ir a verla. Aunque las críticas que he leído previamente la ponen bien, pero sin entusiasmo. Aunque trate de los “padres” del psicoanálisis, cuya validez científica pongo en duda desde hace mucho tiempo. En fin, que ante un buen director, un buen reparto, y la promesa de una buena ambientación de época, pues parece que es la película de la semana. Y a eso fuimos.

Figuras - Belvedere

Según la película, parece que Freud, cuando no estaba en su apartamento del número 19 de la Berggasse vienesa, se dedicaba a pasear por los jardines del Belvedere (Pentax K10D, SMC-DA 70/2,4 Limited).

La película nos cuenta las difíciles relaciones entre Carl Jung (Michael Fassbender) y Sigmund Freud (Viggo Mortensen), cuando se conocen y se admiran, y cuando discuten y reniegan uno del otro. Y entre medio la relación de Jung con una paciente rusa, Sabina Spielrein (Keira Knightley), que acabaría siendo también psiquiatra, y por el camino amante de Jung. Según la película en una extraña relación con toques sadomasoquistas. Por el medio, surge la relación entre Jung y Otto Gross (Vincent Cassel), y por ahí, por el medio sale de vez en cuando la esposa del suizo, Emma (Sarah Gadon), siendo rica, mona y pariendo hijos.

Lo cierto es que no me queda clara la intención del director a la hora de hacer esta película. Basada en una obra de teatro, que a su vez esta basado en otro libro sobre las relaciones entre los personajes históricos mencionados, nos ofrece una serie de diálogos entre todos ellos en los que abunda la jerga psicoanalista. Aquí y allí queda salpicado por pequeñas escenas familiares entre Jung y su esposa, y por las relaciones sexuales de este con Spielrein. Muy bien ambientada, y con bonitos escenarios naturales en los lagos suizos y en los jardines de Viena,… no le encontré más enjundia. Me aburrí soberanamente. Nada de lo que me contaban me parecía que tenía ningún interés, y el conjunto de personajes hablando de sus cosas psicoanalíticas me parecían un grupo de desocupados haciéndose pajas mentales. Lo único que me pareció sorprendente fue la capacidad de autodeformarse el rostro y ponerse fea que tiene la Knightley en sus espasmódicos ataques de lo que sea que fueran los problemas mentales del personaje real. Y todo sin efectos digitales, sin 3D, ni fotosop; todo ella solita a base desencajar la mandíbula y expulsar los ojos de sus órbitas. De la interpretación del resto… no se me ocurre que comentar. Sólo el mérito de haberse aprendido unos diálogos tan enrevesados y sin sentido como los que son del gusto de los amantes de las teorías psicoanalíticas.

Reconozco que tengo fuertes prejuicios hacia las teorías psicoanalíticas. No soy precisamente original al dudar, y mucho, de su carácter científico. Son diversos los teóricos de la ciencia que la han criticado por no poder ser falsada, lo cual es un requisito para poder ser considerada una teoría científica. También es cierto que algunos consideran que no sólo puede ser falsada, sino que además es fácil ver que es falsa. Pero tampoco quiero entrar mucho en ello, porque de lo que va esta entrada es de cine. Por lo tanto, considero los personajes protagonistas como poco interesantes. Pero aspiraba a que el buen hace de los implicados en el proyecto nos ofreciera un buen producto cinematográfico. Sólo me he encontrado mucha cháchara sin sentido,… y poco más. Una de las mayores decepciones del año. Contando conque mis expectativas eran moderadas.

Valoración

  • Dirección: **
  • Interpretación: **
  • Valoración subjetiva: *
Aguantando el viento que ya sopla

Mucho paseo en barco también por los lagos suizos en este filme; como el que hicimos en el vapor "Uri" por el lago en el que se encuentra Lucerna (Panasonic Lumix LX3).