[Libro] Zilia Quebrantahuesos

Literatura

Pequeña reseña para comentar una historieta de carácter local, aragonés. Durante el fotopaseo que hicimos a principios de septiembre, nuestros pasos nos llevaron al entorno de la calle de las Armas de Zaragoza, y a las coquetas librerías que se han instalado por allí en los últimos años. Entramos en una de ellas, y me llamó la atención esta historieta de autora aragonesa y de género medievo fantástico. Aquí os cuento mis impresiones.

Zilia Quebrantahuesos
Laura Rubio
GP Ediciones, 2015
Edición de árboles muertos

Fotográficamente nos trasladaremos a los Pirineos, al antiguo reino de Aragón del siglo XI, cuya principal zona de habitabilidad, aunque más expuesta a los ataques enemigos, era la canal de Berdún.

Fotográficamente nos trasladaremos a los Pirineos, al antiguo reino de Aragón del siglo XI, cuya principal zona de habitabilidad, aunque más expuesta a los ataques enemigos, era la canal de Berdún.

En el siglo XI, en un Aragón medieval y alternativo, donde la magia está presente y donde todavía quedan dragones, en los Pirineos, vive Zilia, una joven adolescente inquieta y aventurera, y su familia, una familia de “bateróus”, hermandad de personas que tienen como misión mantener el equilibro entre lo cotidiano y el mundo de lo mágico. Asistimos, a los pies de Peña Oroel a la primera aventura real de Zilia, donde tendrá que aprender hasta que punto es capaz de ser ella también una bateróu.

Vista desde sierra de Guara, cerca de Ibirque, al atardecer, tenemos el otro extremo del territorio en que suceden las aventuras.

Vista desde sierra de Guara, cerca de Ibirque, al atardecer, tenemos el otro extremo del territorio en que suceden las aventuras.

Rubio se sube al carro de dos modas y las combina para realizar esta obra. Por un lado, las historietas que imitan o se inspiran en las formas del manga japonés, y por otro lado la moda de las historias ambientadas en una época medieval mágica; véase señores de anillos diversos, juego de tronos y hielo y fuego, y todo lo que queráis entre medio. Y muy orientado a la gente más joven. La originalidad de la historia es situarla en el pequeño reino de Aragón medieval, en un momento, el siglo XI, probablemente a principios, en el que apenas era un enclave pirenaico muy pequeño, como la mitad o menos de la actual provincia de Huesca. Y los temas mágicos.

tumblr_mfztsjpGuI1r5mrsgo1_1280

Puesta de sol hacia Peña Oroel, monte de la Jacetania con un papel importante en la historia.

A mí la historieta me ha parecido entretenida y divertida. Asociar una aventura medieval con cosas mágicas a pueblos o paisajes que me son familiares me hace gracia. Cierto es que me gustan más las tradiciones formales de la historieta europea que la japonesa. Pero bueno. Pues eso. Simpática. Para pasar un rato.

Otra zona habitable que no aparece en la historia es el valle del río Gállego, aquí la iglesia de San Juan de Busa.

Otra zona habitable que no aparece en la historia es el valle del río Gállego, aquí la iglesia de San Juan de Busa.

[Fotografía] Recomendaciones semanales – del 11 al 25 de octubre de 2015 – Fotografía y otras artes visuales

Fotografía

Esta vez traigo recomendaciones de un ciclo de dos semanas, ya que el domingo pasado, al estar recién llegado de viaje, no redacté el artículo correspondiente de esta serie. Eso no quiere decir que traiga el doble de recomendaciones. De momento, el tablero de Pinboard con la selección de fotografías de estas dos semanas.

Y a continuación el enlace a las recomendaciones fotográficas de este domingo.

Origen: Recomendaciones semanales – del 11 al 25 de octubre de 2015 – Fotografía y otras artes visuales

[Fotografía] Libros de fotografía – Cuatro interesantes volúmenes que me he traído de Viena – Fotografía y otras artes visuales

Fotografía, Viajes

Cuando uno visita una ciudad como Viena, u otras de la Europa más próspera y culta, algo que envidia mucho es la oferta de librerías. Librerías amplias, bien organizadas, con libros en todos los idiomas… Librerías especializadas… En el siguiente enlace os cuento los libros que me traje de la capital austriaca.

Origen: Libros de fotografía – Cuatro interesantes volúmenes que me he traído de Viena – Fotografía y otras artes visuales

 

[Televisión] Cosas de series; problemas matrimoniales de una doctora inglesa y familiares de una policía americana

Televisión

Veamos… han pasado dos semanas desde el último repaso televisivo… Ha habido una serie de novedades a las que no me he enganchado. Algunas de ellas, ni siquiera he terminado el primer episodio. La australiana de institutos marginales The Principal, los vikingos de The Last Kingdom, un asesinato de hace décadas en Unforgotten, la sitcom de parejas vecinas Truth Be Told y la de exnovia histérica y rara Crazy Ex-Girlfriend. Aunque alguna de ellas parecía bien referenciada. Pero o no me han gustado o no me han interesado.

En el aspecto negativo, también he de decir que estoy por abandonar uno de mis guilty pleasures, Arrow. Esta combinación de guiones entretenidos con actores muy guapos pero malos está empezando a dejar de parecerme entretenida.

En el apartado de las novedades, hemos tenido el comienzo de la nueva temporada de Fargo. Nueva época, final de los años 70; mismo entorno, la gélida Minnesota. El primer episodio ha sido buenísimo, como momentos de gran inspiración en el mismo tono que sus antecesoras tanto para la gran como para la pequeña pantalla. Muchas expectativas puestas en esta temporada de una de las series revelación del año pasado.

En mi tumblr de viajes, apareciendo fotografías de mi última escapada a Viena (enlaces al final), como el interior de la catedral de San Esteban.

En mi tumblr de viajes, apareciendo fotografías de mi última escapada a Viena (enlaces al final), como el interior de la catedral de San Esteban.

De lo que tengo en cartelera, está bastante potente Doctor Who, con historias de dos en dos capítulos bastante entretenidas. The Big Bang Theory está teniendo momentos muy buenos de nuevo. Las dos comedias de situación aparentemente similares, Modern Family y Life in Pieces, compitiendo duramente,… y yo no dejaría ninguna, pero si me obligasen por algún motivo igual escogería quedarme con la novedad. Y la comedia de situación gamberra, You’re the Worst, en el último episodio que vi demostró que es cualquier cosa menos superficial. Cargas de profundidad en el ámbito de las relaciones humanas.

Y he tenido dos finales. Uno, de temporada, Ties That Bind. Todavía no sé por qué he visto todos los capítulos de este drama policial-familiar que es francamente floja, por no decir mala. No sé si volverá con una segunda temporada, pero es dudoso que yo me apunte a ella. No merece la pena más comentario.

Unas viejas locomotoras de vapor en la estación de Heiligenstadt.

Unas viejas locomotoras de vapor en la estación de Heiligenstadt.

Y se acabó también la miniserie británica Doctor Foster. La historia de la doctora inglesa que de repente que su marido, en los cuarenta, puede tener una aventura con la hija de unos conocidos de veintitrés ha tenido en mi opinión unos cuantos altibajos. Con momentos muy buenos en el primer episodio, que nos prometía un tono duro y tenso, de mala leche y venganzas, luego divaga un poco sin encontrar su sitio hasta alzarse en el cuarto y penúltimo capítulo y hasta la mitad del quinto y último en muy alto nivel,… para luego ir a un final relativamente anodino y pequeño burgués. No sé. Las interpretaciones son buenas, pero no he acabado de cogerle el tranquillo, y no se han definido bien las historias paralelas. En fin. Era un producto autolimitado. Tampoco ha estado mal, que conste.

Y hasta la semana que viene, con respecto a la cosa televisiva.

O la visita al Leopold Museum en el Museumsquartier.

O la visita al Leopold Museum en el Museumsquartier.

Cuaderno de viajero – Viena 2015

Viena en el tumblr De viaje con Carlos

[Cine] The Martian (2015)

Cine

The Martian (2015); vista el 20 de octubre de 2015.

Sí “el marciano” en inglés y no “Marte (The Martian)”, porque la he visto en versión original. Que es como hay que ver las películas, especialmente si nos regalan una interpretación como la de esta que hoy comento. Una película que os ya adelanto sirve para reconciliarse con su director, Ridley Scott, que llevaba muchos, muchos, muchos, muchos años decepcionándonos, después de su época dorada en los años 80.

Creo que a estas alturas, con la publicidad que le han dado al filme, es conocido por todos los aficionados al cine que la cosa va de un astronauta, Mark Watney (Matt Damon), que es abandonado, dado por muerto, después de un accidente en la superficie del planeta rojo, cuando su equipo se ve obligado a abandonar una misión por una peligrosa tormenta que pondría en peligro su capacidad de retorno. Pero por una serie de circunstancias, Watney, el botánico de la misión, sobrevive al accidente y se toma en serio lo de sobrevivir en la superficie del planeta hasta la llegada de la siguiente misión tripulada a Marte, cuatro años después. Cosa difícil. Pero en la Tierra se dan cuenta antes de que está vivo, e intentarán rescatar al científico.

Si descontamos los matorrales,...

Si descontamos los matorrales,…

Vamos a dejarlo claro. Esto es un entretenimiento de clase superior. Las casi dos horas y media de película se me pasaron sin sentir. No hay complicaciones filosóficas ni más angustias de las necesarias para hacer la supervivencia un poquito más difícil de lo que es y la película aguante esas dos horas y media sin aburrir. El mensaje está claro. Viva la ciencia, viva la capacidad de pensar y aplicar el conocimiento científico, la ciencia nos puede salvar de nuestros propios desastres. Lo cual me parece un buen mensaje. Y luego, un poco de buenrollismo general, un poco ingenuo en el mundo en qué vivimos. O quizá planteado como tal, convirtiéndose Scott en un Capra de la ciencia ficción, para contrarrestar el exceso de egoísmo del mundo actual.

Todo ello aderezado por unas cualidades técnicas superiores. Montaje, fotografía, una banda sonora muy animada a base de música de los años 70, y una demostración de que Scott tiene oficio de sobras para hacer grandes espectáculos visuales. Cosa que demostró por ejemplo en su última película de ciencia ficción, pero que sin embargo hacía aguas en por todos los demás agujeros.

... y las construcciones de origen claramente humano...

… y las construcciones de origen claramente humano…

Y como guinda del pastel, un actor habitualmente poco expresivo como Damon, que para mí sólo había destacado realmente en su papel como Jason Bourne, destapa su tarro de las esencias y nos muestra su capacidad para hacer creíble una situación muy muy muy difícil. Además del protagonista, una pléyade de secundarios excelentes, Kristen WiigJeff DanielsSean BeanKate MaraChiwetel Ejiofor, y otros varios que también lo hacen muy bien, y de lo que sólo nos queda la queja, como ya sucedió en la película de ciencia ficción del año pasado, de que la estupenda Jessica Chastain sale demasiado poco.

Parece que se ha puesto de moda que cada año no pongan en otoño una película de ciencia ficción seria y bien hecha. Cosa de lo que no me quejo en absoluto. La de este año me ha parecido estupenda. Y es una demostración palpable de que se puede hacer buenísimo cine de acción sin necesidad de mamarrachos con disfraces de colores, o monstruos extraños, o protagonistas testosterónicos inexpresivos haciendo tonterías con coches, motos, aviones, o lo que sea. Sinceramente, estoy encantado.

Valoración

  • Dirección: ****
  • Interpretación: ****
  • Valoración subjetiva: ****
... no es difícil imaginar en nuestras áridas tierras de Aragón los paisajes marcianos.

… no es difícil imaginar en nuestras áridas tierras de Aragón los paisajes marcianos.

[Libro] La habitación muda

Literatura

Hace algo más de un año leí un libro de una escritora noruega, Herbjørg Wassmo, que me impresionó notablemente. Publicado aquél por Nórdica Libros, me enteré que era parte de una trilogía dedicada a Tora, la protagonista del libro, una niña que está entrando en la adolescencia, que vive en una isla de pescadores al norte de Noruega en los años 50, hija de una mujer local y de un soldado alemán con quien mantuvo relaciones durante la ocupación que sufrió el país en la guerra mundial. La vida no es fácil para Tora, ni para casi nadie en la isla. De inmediato me entraron ganas de leer los dos siguientes libros de la trilogía, pero decidí esperar a que la editorial los publicase en edición electrónica. Viendo el tiempo que pasó entre el primer libro en papel y su edición electrónica, estaba convencido de que iba en poco. Pero no fue así. Cual fue mi sorpresa cuando hace unas semanas, una amistad me dijo que le habían regalado la trilogía en papel y que si me la prestaba. Y dije sí.  Y aquí va el segundo volumen.

La habitación muda
Herbjør Wassmo; Cristina Gómez Baggethun
Nórdica Libros, 2011
Edición de árboles muertos

Nos iremos a Noruega, claro, aunque yo no he visitado latitudes tan al norte del país.

Nos iremos a Noruega, claro, aunque yo no he visitado latitudes tan al norte del país.

Hemos dejado a Tora en su isla con su madre, Ingrid. Pero su padrastro Heinrik no está. Y sin él, también ha desaparecido la “peligrosidad”. Siguen siendo pobres. Pero Tora está contenta. Va creciendo y llegando al final de su etapa escolar primaria. Su buena relación con sus tíos Simon y Rakel, que también tienen sus problemas, le va a permitir que le financien el bachillerato en la ciudad, donde vivirá sola en una habitación. También contemplamos como va evolucionando muy lentamente el pueblo en la isla. Mientras las jóvenes en la ciudad visten vaqueros y escuchan a Elvis, en el pueblo el único destino de una joven es trabajar por un sueldo escaso y envejecer prematuramente. Sol, su amiga más mayor, ha ido a la escuela de comercio y sueña con irse de la isla. Pero tampoco lo tiene fácil. Y cuando Tora parece que va a escapar, volverá Heinrik y un incidente vuelve a amenazar su futuro.

Las condiciones actuales del país son mucho mejores, para algunos casi idílicas. Aunque yo supongo que vivir en las zonas rurales tampoco será fácil.

Las condiciones actuales del país son mucho mejores, para algunos casi idílicas. Aunque yo supongo que vivir en las zonas rurales tampoco será fácil.

Muchos de los comentarios que hice para La casa del mirador ciego siguen siendo válidos para este segundo libro. Pero Wassmo juega con el lector de una forma cruel. Magistralmente cruel. Pues tiene esta “habitación muda” una primera mitad en la que seguimos asistiendo a la dura vida de la isla en la proximidad del ártico, con un capítulo dedicado a una tormenta que te pone los pelos de punta, también vemos como la joven Tora, sin que ni ella se de cuenta, reservada y prudente, va creciendo y va prosperando. Pero Wassmo nos enfrenta a una segunda mitad, más o menos, especialmente en la recta final del libro, con una situación imposible para un chica a la que suponemos unos catorce años. Desde luego no me imagino lidiar con ella a las adolescentes de mi entorno. Todo ello conduce a unos últimos capítulos que nos pondrán los pelos de punto, que nos horrorizaran sin necesidad de lo sobrenatural. Simplemente cuando alguien que es poco más que una niña tenga que tomar decisiones muy por encima de lo que se le puede exigir, se encuentre en la más absoluta soledad, y acabe pasando por una de las experiencias más traumáticas que se pueden pasar.

No quiero contar mucho más. Que el potencial lector descubra la dura historia de Tora. Yo la recomiendo. Al mismo tiempo que Wassmo se permite reivindicar a unas mujeres, de un tiempo, de una sociedad, que esperemos que no vuelvan, y que allí donde todavía existen sobre la faz de la Tierra, desaparezcan pronto.

Creía que iba a empezar a continuación el tercer libro. Pero he decidido desentenderme un poquito del drama, a pesar de que muero de ganas por saber qué pasa a continuación con Tora, y leer otra cosa más ligera antes de afrontarlo.

Especialmente en los pueblos de pescadores en los fríos inviernos y cuando azoten los temporales. Pero en verano está muy bien navegar por los bellos fiordos...

Especialmente en los pueblos de pescadores en los fríos inviernos y cuando azoten los temporales. Pero en verano está muy bien navegar por los bellos fiordos…

Viajes – lo que me he dejado de contar con fotos estos días… en Viena

Viajes

Cuando voy de viaje, voy mandando fotos a través de internet que se publican automáticamente en este Cuaderno de ruta. Este último viaje, escapada de cuatro días en Viena, lo cerré el viernes por la noche. Generalmente, cuando regreso, suelo hacer un resumen. Pero voy a cambiar mi costumbre. Y voy a publicar fotos representativas de lo que se quedó sin contar.

En primer lugar, la mañana del sábado. Hasta el mediodía en que tuvimos que ir al aeropuerto aun nos cundió. Especialmente dado que fue el único día que vimos es sol vienés. Con fotos.

Una visita al Flohmarkt, mercado de las pulgas o rastro vienés, que instalan los sábados a continuación del estable Naschmarkt. A mí me interesaron las cámaras de fotos, pero los dos o tres modelos que me atrajeron no estaban en buen estado. Mejor para mis finanzas.

Una visita al Flohmarkt, mercado de las pulgas o rastro vienés, que instalan los sábados a continuación del estable Naschmarkt. A mí me interesaron las cámaras de fotos, pero los dos o tres modelos que me atrajeron no estaban en buen estado. Mejor para mis finanzas.

Los chicos de la "lomografía" son vieneses, aunque fabriquen sus zarrios en Rusia. Al lado del Flohmarkt está su "Lomography Embassy Shop Vienna", ahí es nada el rimbonbante nombre. Pensábamos que sería espectacular... Una tienda casi tan zarriosa como sus aparatos de plástico. Ni merece la pena sacarla.

Los chicos de la “lomografía” son vieneses, aunque fabriquen sus zarrios en Rusia. Al lado del Flohmarkt está su “Lomography Embassy Shop Vienna”, ahí es nada el rimbonbante nombre. Pensábamos que sería espectacular… Una tienda casi tan zarriosa como sus aparatos de plástico. Ni merece la pena sacarla.

Donde si gastamos fue en la sucursal de la librería Walter König que hay en la entrada del Museumsquartier... ya os contaré ya los libros tan interesantes que encontré.

Donde si gastamos fue en la sucursal de la librería Walter König que hay en la entrada del Museumsquartier… ya os contaré ya los libros tan interesantes que encontré.

De camino al tranvía para volver al hotel a por el equipaje, pasamos por Marie-Theresien Platz, con música de arpa incluída.

De camino al tranvía para volver al hotel a por el equipaje, pasamos por Marie-Theresien Platz, con música de arpa incluída.

Y junto al pretencioso Hofburg, antiguo palacio imperial y centro de gobierno del imperio austro-húngaro... que en este viaje no nos ha interesado absolutamente nada.

Y junto al pretencioso Hofburg, antiguo palacio imperial y centro de gobierno del imperio austro-húngaro… que en este viaje no nos ha interesado absolutamente nada.

Ya camino del aeropuerto, un último vistazo a la Iglesia Votiva que teníamos al lado del hotel antes de meternos en el metro...

Ya camino del aeropuerto, un último vistazo a la Iglesia Votiva que teníamos al lado del hotel antes de meternos en el metro…

Y desde el S-Bahn que cogimos en Praterstern en dirección al aeropuerto, un vistazo a la noria del Prater que nos sirve de adiós a Viena.

Y desde el S-Bahn que cogimos en Praterstern en dirección al aeropuerto, un vistazo a la noria del Prater que nos sirve de adiós a Viena.

Y aquí acabaría normalmente este resumen fotográfico, que será ampliado en un futuro cuaderno de viajero. Pero en estos días ha habido algunas carencias. Y es que el jueves por la tarde, mientras paseaba por los jardines de Schönbrunn, la cámara empezó a malfuncionar con la tarjeta que llevaba puesta. Los archivos no se grababan o lo hacían muy lentamente, y las últimas fotografías realizadas no se previsualizaban. En un momento dado no se previsualizaba nada. Y había prácticamente medio viaje en fotos. No sé el origen del problema. ¿La humedad o alguna gota de lluvia en un día desapacible.?

No sé. Cambie la tarjeta. La nueva, que tuve que comprar allí en Viena unas horas antes porque olvidé llevar repuesto, funcionó perfectamente. Hasta hoy no he podido comprobar que todas las fotografías se habían salvado. Incluidas las últimas que hice que no se pudieron previsualizar. Así puedo decir ahora que…

Tuve la ocasión de conocer la 21er Haus, un moderno museo de arte contemporáneo situado en el Jardín Suizo, a continuación de la parte superior de los jardines del Belvedere.

Tuve la ocasión de conocer la 21er Haus, un moderno museo de arte contemporáneo situado en el Jardín Suizo, a continuación de la parte superior de los jardines del Belvedere.

Después bajé por los jardines del Belvedere hasta el Untere Belvedere donde vi alguna exposición y comí en la cafetería antes de ir por la tarde a Schönbrunn, de donde sí que os puede mostrar alguna foto. Todo esto bajo una lluvia constante a la que achaco el mal funcionamiento momentáneo de la cámara. Espero que no sea más.

Después bajé por los jardines del Belvedere hasta el Untere Belvedere donde vi alguna exposición y comí en la cafetería antes de ir por la tarde a Schönbrunn, de donde sí que os puede mostrar alguna foto. Todo esto bajo una lluvia constante a la que achaco el mal funcionamiento momentáneo de la cámara. Espero que no sea más.